Moda

publicidad
13 de diciembre de 2012 • 04:06 PM

Miranda Kerr se pone nerviosa cuando desfila en lencería

Miranda Kerr.
Foto: Getty Images
 

Aunque precisamente su imagen se relaciona con los sexis desfiles de lencería de Victoria's Secret, la escultural modelo no está tan cómoda como parece cuando tiene que lucir sus encantos. De hecho, en el último desfile anual de la marca, que tuvo lugar hace un mes en Nueva York, la maniquí se sintió un poco nerviosa antes de pisar la pasarela.

"Este año estaba nerviosa porque algunos de mis amigos estaban entre el público, aunque eso es inevitable, porque desfilo en ropa interior ante millones de personas", reveló Miranda a la revista británica Hello!

Gracias al vínculo que mantiene con la prestigiosa marca de lencería desde hace cinco años, la modelo ha alcanzado una enorme popularidad y se ha convertido en la primera australiana en ataviarse con las míticas alas de la firma.

"Siempre me han encantado todos los modelos que he lucido. Lo que me gusta de Victoria's Secret es que nos alienta a mostrar nuestra propia personalidad y eso es un verdadero sueño para una modelo", reconoció.

Además, Miranda valora especialmente lo bien que los trabajadores de la firma la tratan a ella y a su hijo Flynn, quien nació en 2011 fruto de su matrimonio con Orlando Bloom.

"Recibo un gran apoyo por parte de Victoria's Secret. Mi hijo suele acompañarme a las sesiones de fotos y es genial que nos permitan estar juntos. Normalmente, le preparan un espacio donde puede jugar y luego lo llevan a casa para que duerma la siesta", explicó.

 

Terra